Esta semana los cines españoles estrenan ‘Falling’ de Viggo Mortensen, flamante Premio Donostia en el reciente Festival de Cine, que además es un brillante debut como director y guionista. Un film maduro y reflexivo que indaga en sus raíces famiiares, un drama de redención y perdón. Mortensen sale airoso y con buena nota en esta opera prima. 

La otra cinta espectacular es “Rifkin’s Festival´ del cineasta neoyorkino Woody Allen. Es una pelicula alegre, divertida con un homenaje a San Sebastián y a su festival de cine, con una bellisima fotografia de Vittorio Storaro.

Por María Eugenia Román

FALLING
DIRECTOR ; VIGGO MORTENSEN
DISTRIBUIDORA : CARAMEL FILMS

John Petersen (Viggo Mortensen) vive con su novio Eric (Terry Chen) y la hija adoptiva de ambos en el sur de California. Su padre Willis (Lance Henriksen) un granjero tradicional y conservador de 80 años, decide viajar a Los Ángeles y quedarse en casa de John mientras busca el lugar idóneo para jubilarse.

Una vez todo juntos, dos mundos muy diferentes colisionan. Willis muestra señas de estar perdiendo la cordura. Aunque su peculiar forma de ser, tan divertida como dañina para algunos miembros de la familia, saca a relucir heridas del pasado y de años de desconfianza entre sus allegados.

Falling de Viggo Mortensen

Falling de Viggo Mortensen es una cinta muy nostálgica, contada a modo de flashbacks, que hablan del pasado. Y es través de ellos que llegamos a conocer a los personajes, con guión creado por el interprete de Aragorn. es la historia de un padre cascarrabias, violento muy conservador y homófobo.

Hay que destacar que esta genial Lance Henriksen como el padre fumador, malhablado, con demencia senil y Alzheimer. Que es terriblemente machista , que arremete en contra de su hijo homosexual John. Maravilloso en su papel Viggo, que lo sabe enfermo y decrépito y le trata con amor y ternura, con un amor incondicional. Los diálogos son tan fuertes, tensos y tan soeces que incluso llegan a molestar.

También aparece Laura Linney, como la hija de Willis, con sus hijos llenos de piercings y pelos teñidos. Buen motivo para que ese abuelo tan conservador saque a relucir su lado más homófobo y sus ideales más racistas de la norteamerica más profunda.

Además vemos participando en el filme a David Cronenberg, el actor Sverrir Gunadson, en su versión joven, y sus dos anteriores esposas Hannah Gross y Braekens Burns.

Sin duda, es un brillante debut como director, guionista y músico de Viggo Mortensen. que indaga en sus raíces familiares. Hace un film maduro y reflexivo retratando un intenso drama familiar de redencion y perdon.

RIFKIN´ S FESTIVAL
DIRECTOR : WOODY ALLEN
DISTRIBUIDORA : TRIPICTURES FILMS

Mort (Wallace Shawn) y su esposa Sue (Gina Gershon) recalan en Donosti por motivos laborales. Ella representa a un joven y talentoso director francés (Louis Garrel), que se presenta como el epítome de la concordia mundial y la tiene completamente embelesada. El francés presentará en el certamen su nueva y muy aplaudida película, recibiendo una gran atención mediática.

Celoso de la paulatina intimidad que crece entre ambos, Mort tiene accesos de hipocondría, lo que le lleva a visitar a la doctora Jo Rojas (Elena Anaya) por recomendación de su amigo Tomás (Enrique Arce). Pronto queda prendado de ella. Esto le llevará a visitarla con frecuencia y a conocer de primera mano los problemas que atraviesa su matrimonio abierto con el pintor Paco (Sergi López).

La nueva película del genio neoyorkino es un homenaje a la bella ciudad de San Sebastian y de su Festival de Cine. El gran Vittorio Storaro es el encargado de fotografiar Donosti y transformarla en una bellísima postal en pleno Festival llena de sol y de gente amante del cine.

Fiel a su cita de película por año el cineasta neoyorkino pone de manifiesto sus obsesiones sobre la vida, el amor, la muerte, la religión y el sexo.

En el reparto internacional destaca la presencia de Gina Gershon, y del simpático Wallace Shawn, habitual secundario del cineasta que le acompaña desde “Manhattan”. La actriz española Elena Anaya aparece esplendida, llena de encanto y vulnerabilidad, que embruja a Mort, y un desafortunado Sergi Lopez, hiperbólico y pasado de rosca. La guinda del pastel la pone al final el actor Christoph Waltz recreando de forma divertidisima a la Muerte en el El Septimo sello de Bergman.

Hay que decir que la cinefilia de Allen llega sus cotas mas altas de su carrera rindiendo simpáticos homenajes a sus maestros europeos favoritos Fellini, Buñuel, Renoir, Bergman, Truffaut Goddard. Aprovechándose de las ensoñaciones que suele tener Mort el genial director imita algunas secuencias de estos cineastas que siempre ha admirado.

Es aquí donde Rifkin´s Festival adquiere su fuerza y emoción, porque adivinamos la faceta más divertida y creativa de Woody Allen.

La película es alegre, divertida con la impronta de este genio del cine. Los paisajes y los rincones de la bella ciudad permiten a los personajes unos dias de ensueño. Y esa pretension la explicaba el propio cineasta: “quiero presentar al mundo mi visión de San Sebastián que para mi es la visión del paraíso”.

MAS NOTICIAS