Deftones ha vuelto a los ruedos con Ohms, su noveno disco, que ha salido en plena pandema (25 de septiembre) para dar ánimos a los fans. Ohms suena potente y clásico a la vez.

Los californianos recogen tiempos pasados y con Terry Date, productor de su primeros discos como White Pony (2000), han optado por crear un disco con sonidos Nu metal, (Aggro metal: estilo exitoso a finales de los 90) mezclando géneros como el hip hop, el grunge, baladas, el rock alternativo. En una entrevista a Vulture Magazine, El cantante Chino Moreno señaló «que no hay que avergozarse del nu metal. Aunque es verdad que sus letras eran estúpidas»

Por ejemplo, con los temas Headless y Radiant City, vamos en una máquina del tiempo a los tiempos de MTV cuando la banda de moda era Limp Bizkit.

Deftones esta más pulcro y maduro, ha ordenado el desorden característico del nu metal. Ha evolucionado para mejor.

Ohms nos presenta 10 canciones con un sonido claro, limpio, que basa las armonías del disco en los disonantes riffs de Stephen Carpenter. La voz de Chino Moreno se muestra muy melódica, aunque en varias partes de las canciones opta con los gritos guturales.

Deftones Ohms

Los teclados de Frank Delgado acompañan con bases fantasmales muy ad-hoc para los pasajes más tranquilo de los temas como The Spell of Mathematics. El bajista Sergio Vega gestiona los tiempos y espacios perfectamente junto al batería Abe Cunningham para que los temas como This Link is Dead, Genesis, Ceremony, Error, suenen engrasados para que los riffs y disonancias pongan las pinceladas finales.

Cuatro años despues de Gore, Deftones vuelve con música de verdad. No han perdido la fuerza lode Sacramento. Sin duda, Ohms es uno de los mejores discos del quinteto, especialmente porque todos los integrantes están centrados, interpretan perfectamente los temas, sin aderezos superfluos.

MAS NOTICIAS