Este finde se estrena el biopic de la cantante de jazz mas famosa de su época Billie Holiday. La artista afroamericana sufrió un intenso acoso y hostigamiento por parte del FBI por cantar en defensa del movimiento pro derechos civiles y por su adicción a las drogas.

Por María Eugenia Román

Óscar Lee Daniels dirige el filme ‘Los Estados Unidos contra Billie Holiday‘. La historia de la diosa del jazz está inspirada en el bestseller del New York Times de 2015 Chasing the Scream: The First and Last Days of the War on Drugs, escrito por Johann Hari.

En tanto, la cantante Andra Day, en su primer papel protagonista para la pantalla grande, es la encargada de dar vida y voz a la gran estrella nacida en Filadelfia un 7 de abril de 1915. También integran el reparto Trevante Rhodes, Natasha Lyonne y Garrett Hedlund  entre otros.

LOS ESTADOS UNIDOS CONTRA BILLIE HOLIDAY
DIRECTOR : LEE DANIELS
DISTRIBUIDORA: EONE FILMS SPAIN

El biopic de Billie Holiday examina íntimamente su lucha contra la adicción, los problemas de la fama, y su lucha por los derechos civiles.

Paralelamente se sumerge en el actuar del Departamento de Narcóticos de Estados Unidos que la fijo como objetivo mediante una operación encubierta liderada por el agente federal Jimmy Fltecher (interpretado por Rhodes) con quien Billie había tenido un tumultoso romance.

El retrato de la vida de la artista es trágico ya que vive siendo perseguida constantemente por el FBI a causa de su canción “Strange Fruits”. Esta melodía es considerada un himno antirracista que denuncia el linchamiento de los afroamericanos.

Billie Holiday no dudaba en cantarla en directo en sus presentaciones y ello le llevaba a la cárcel. La artista quería constribuir al movimiento y unir a todas las razas, montando conciertos sin divisiones entre blancos y negros. Por ello, Strange Fruit se transformó en el verdadero himno de la comunidad afroamericana.

El tema ‘Strange Fruit’ (extraña fruta) es una crítica a la costumbre sureña de colgar de los árboles, de ahorcar, a sospechosos negros de haber cometido crímenes contra blancos.

Por su parte, el director Daniels destaca como Holiday se tranformó en objetivo de Eward J. Hoover, un conocido racista y homosexual reprimido, que siempre aplastó cualquier atisbo de insurrección. Pero nunca pudo someterla. Ella buscaba mantenerse activa como cantante pese a perder su licencia de actuación.

La cantante Billie Holiday murió a los 44 años totalmente consumida por su adicción a la marihuana y la heroína.

En tanto, la actriz Andrea Day incendia la pantalla en el papel lánguido y sufriente de Billie Holiday (esta nominada a los Oscar). Hace un despliegue de talento en la interpretacion del sensual repertorio de la artista de jazz con famosas canciones como All of me, Don,t explain, My Man, o You´ve changed.

Day con su entonación y la expresión de su rostro otorga en cada escena gran brillantez. Es un homenaje a una artista inigualable que se enfrentó a la racista sociedad estadounidense hasta la muerte.

Pese a ser maltratada sin piedad en todos los terrenos de su vida, Billie Holiday, su voz y estilo siguen más vigente que nunca.