Con más de una hora de retraso, debido al desperfecto de la mesa de sonido a la que le cayó líquido desde la sala vip, comenzó el espectacular concierto del batería de moda en la escena jazz fusión de Londres Yussef Dayes.

El británico tocó bajo la programación del festival en salas Mazo Madriz acompañado de la máquina del bajo Rocco Palladino y el tecladista de jazz supersónico Charlie Stacey .

Pese a todo valió la pena esperar ya que el poderoso trio presentó en la Sala Shoko de Madrid el álbum completo de Yussef Dayes llamado ‘Welcome to the Hills’.

La banda inoculó de patrones trip hop y efectos psicodélicos el local ubicado en Puerta de Toledo. Lleno hasta arriba, con casi 800 personas que asistieron al concierto, y que salieron encantados tras 90 minutos de fiesta musical, llena de beats sólidos y eróticos.

Yussef se rodeó de Charlie Stacey, músico emergente de la escena del jazz del Reino Unido, quien acopla a la perfección las melodías que surcan la batería y el bajo distorsionado de Palladino.

Charlie acompañó los fills de Yussef con sonidos electrónicos, efectos espaciales melódicos, y jazzies, muchas definidas por sus influencias de los pianistas de boogie woogie. Pero también de figuras como Oscar Peterson, Art Tatum, Keith Jarrett, Sun Ra y Mccoy Tyner

Al bajo fretless y repitiendo figuras llenas de funky y chills out destacó Rocco Palladino. El hijo de Pino ha ido ganando técnica y reconocimiento propio con este proyecto que mantiene a base de prestancia y un potente rango grave cuando acompaña el camino rítmico de la alucinante batería Yamaha de Yussef.

En definitiva vivimos un ataque de patrones eróticos, fue una descarga eléctrica, llena de ritmos dubstep, que harían moverse hasta a un zombie.