La gran Cenobia’ de Calderón de la Barca llega desde el 13 de enero a la Sala Tirso de Molina del Teatro de la Comedia. Es un drama entre lo histórico y legendario es el nuevo estreno de la Compañía Nacional de Teatro Clásico que tiene como protagonista a una mujer, Cenobia, que llegó a gobernar un imperio en la Antigüedad, Reina de Egipto, y se enfrentó al Imperio romano.

El personaje histórico de Cenobia, que llegó a ser reina de Palmira (Siria) en el siglo III d. C. hasta su derrota por el emperador romano Aureliano, tiene una leyenda que que se mantiene pese al paso del tiempo por su nobleza .

Según David Boceta, director del montaje, «el personaje de Calderón no se corresponde con el histórico. Tampoco con el romano, ni siquiera el nuestro al construir esta obra. Es un personaje histórico que empezó a ser ficción desde el mismo momento que construyó su propia leyenda».

Luis Sorolla, autor de la versión del clásico de Calderón de la Barca, aseguró que «la historia de la lucha de Cenobia contra el imperio romano sirve para transmitir el mensaje de que los vencedores imponen la narración de la historia a la posteridad».

Teatro de la Comedia Madrid. Estreno de la ‘La Gran Cenobia’ . Calderón de La Barca.

Agrega el guionista que «Calderón nos muestra que toda lucha de poder se ve acompañada de una lucha por controlar el relato. Controlar la narrativa, justificar cada cual con su verdad los actos que se cometen y vencer no solo en el campo de batalla. También hay que ganar en el registro que quede en la Historia».

Por su parte, Isabel Rodes interpreta a Cenobia, «una mujer con un marcado carácter bélico que sabe que está dotada para la lucha y para el gobierno. Lucha no solo en el campo de batalla sino también para defender su posición de liderazgo en un mundo de hombres que no le respetan por ser mujer», relata la actriz.

La intemporalidad del tema y el personaje ha permitido a la obra fusionar varias épocas que se interconectan por el ansia de poder que pese a la distancia histórica se repite a lo largo de los siglos. David Boceta explica que «el equipo ha trabajado en una estética en la que encajen signos de la Roma imperial, el verso de Calderón, proclamas políticas del auge del fascismo en Europa, y discursos de odio (de hoy, ayer y siempre). Todo ello acompañado de una banda de música rock en directo».

En tanto, los antagonistas masculinos del montaje son Aureliano y Decio. Aureliano es un personaje cegado por la obsesión de poder. Que entra en actos de locura por su deseo de poder. En tanto, Decio muestra admiración y amor por Cenobia. Sin embargo, en palabras del actor Mikel Arostegui tampoco él se salva en el montaje calderoriano. «Dejarse llevar por sus sentimientos en un mundo creado por y para hombres, donde sentir es de débiles, le aboca a la humillación y ostracismo».

La gran Cenobia es una producción de la Compañía Nacional (aquí las entradas) de Teatro Clásico.