• El ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, declaró en una rueda de prensa, que elriopolicia  ‘atentado premeditado’ que mató a dos guardias civiles españoles y al traductor español y luego  los incidentes posteriores en el exterior de la base de Qala i Naw fueron «organizados y premeditados».
  •  Alfredo Pérez Rubalcaba confirmó que las primera investigaciones determinaron que el conductor del capitán José María Galera Córdoba es un «terrorista», bajo el mando de los Talibanes, que que se infiltró hace cinco meses en la unidad con la intención de generar los incidentes.
  • El atentado ha sido reivindicado por los propios talibanes, que en un comunicado han asegurado que el asesino estaba en contacto con ellos desde hace dos meses y que con él planearon el ataque.

El ministro Rubalcaba destacó que el atentado terrorista fue ‘premeditado’ y que «quien disparó sabía perfectamente lo que estaba haciendo…Quien lo ordenó, espero que lo podamos saber’, ha incidido el ministro.

En el atentado, además del capitánJosé María Galera, natural de Albacete y de 33 años, también han resultado muertos el alférez Abraham Leoncio Bravo Picallo, de la misma edad y nacido en A Coruña, y el intérprete que les acompañaba, Ataollah Taefi Kalili, un español de origen iraní y de 54 años, así como el terrorista, abatido por los disparos de otros guardias civiles presentes en el lugar.

Tras el tiroteo, ha añadido el ministro, un grupo de ciudadanos afganos se ha acercado a las inmediaciones de la base en la que ha tenido lugar el atentado y ha protagonizado un ‘intento de asalto’ que ha sido repelido por miembros del Ejército afgano, que, según fuentes de Interior, es el responsable de la seguridad de las instalaciones.

Los  incidentes han podido ocurrir cuando los afganos pretendían recuperar el cadáver del autor de los disparos.

Rubalcaba confirmó que la hora del atentado fue a las seis de la mañana y que a esa hora, los agentes de la guardia civil estaban impartiendo una clase a la Policía afgana en la antigua base del equipo de reconstrucción provincial en Qala i Naw.

Durante la clase, el conductor abrió fuego con un fusil de asalto AK 47 contra los dos agentes y su intérprete, un ataque que fue repelido por una patrulla de la Guardia Civil, que estaba presente en la base, que disparó contra el terrorista que resultó muerto.

Los dos fallecidos estaban destinados en el Centro de Adiestramientos Especiales, ubicado en Logroño, y formaban parte del equipo operativo de adiestramiento y enlace de la de Policía afgana.

Activistas y políticos españoles han pedido la vuelta inmediata de las tropas ya que a su parecer la misión en el país asiático es «inútil».

fuente: agencias