La gran exposición estival del Museo Thyssen-Bornemisza ha convertido el Paseo de la Castellana en un canal veneciano con una exposición de la Venecia del siglo XVI, su primer gran periodo de esplendor, que exhibe casi un centenar de pinturas de artistas como Tiziano, Tintoretto, Veronés, Jacopo Bassano, Gorgione y Lotto.

Por María Eugenia Román

Fernando Checa Cremades, Catedrático de Historia del Artes de la Universidad Complutense, comisario de la muestra, dijo en la presentación que “esto convertirá a Madrid este verano en la sede de la mejor colección de pintura veneciana a nivel mundial”

expo museo Thyssen de Madrid

Paris Bordone
Perseo armado por Mercurio y Minerva
Hacia 1545-1555
Óleo sobre lienzo. 103,5 x 154 cm
Collection of the Birmingham Museum of Art; Gift of the Samuel Kress Collection
Photo credit: Sean Pathasema

La muestra ‘El Renacimiento en Venecia. Triunfo de la belleza y destrucción de la pintura’ que estará expuesta entre el 20 de junio al 24 de septiembre en el Museo Thyssen se completa con una selección de esculturas, grabados y libros que en conjunto permiten al público comprender las claves históricas temáticas y estilísticas que caracterizaron el arte producido en Venecia durante el Cinquecento.

“Uno de los objetivos de esta muestra, destacó el comisario, es mostrar cómo Venecia tras el paso del oscurantismo religioso de la Edad Media se convirtió en el XVI en el foco de belleza artística con una idea del arte basada en el arte y el color. Una idea opuesta a la estética que se cultivaba en Florencia y Roma”.

A finales del siglo XV Venecia era una ciudad muy importante en Europa en lo político, económico, urbanístico pero después por causas del descubrimiento de América y por las nuevas rutas del comercio con Oriente hubo un cambio determinante en la ciudad, ha explicado Checa durante la presentación de la muestra.

En vez de entrar en decadencia «los venecianos reflexionaron y buscaron la manera de cómo vender la ciudad más bella del mundo y así se construyó en el del siglo XVI esta cultura alrededor de la ciudad con un renacimiento de la belleza», señaló Checa.

“De Venecia salió todo lo más importante de la pintura como Caravaggio, Rubens y Velázquez. Es el origen de todo lo que vendría después, de toda la pintura que importa hoy. Los pintores más importantes del Barroco nacieron en Venecia, más que de la tradición florentina o romana» subraya el director del Museo Thyssen, Guillermo Solana.